Los sistemas de retribución como herramienta para atraer y mantener el talento

Retener y atraer profesionales  con talento, es la clave de las empresas de éxito, por eso la manera de motivar, atraer y retener el talento, es caballo de batalla de los profesionales de los recursos humanos, que tienen que afinar los sistemas de retribución de las empresas, para que los trabajadores sientan que su esfuerzo se ve recompensado y se propicie la consecución de los objetivos de la organización.
La retribución de los trabajadores y directivos, constituye pues, una de las funciones con mayor valor estratégico de la empresas.
Los diferentes tipos de retribución que pueden elegir las empresas serían entre otros  los siguientes:
1.      Modelos de retribución fija: Hay que tener en cuenta  elementos como el nivel del puesto, la banda salarial, el diferencial entre puntos medios, la competitividad externa, las revisiones y ajustes salariales, promociones…etc.
2. Modelos de retribución variable; Pueden establecer incentivos a corto plazo y largo plazo, bonos, gratificaciones, programas de reconocimiento.
En este tipo es muy importante definir el peso del variable en el mix retributivo, la frecuencia y forma de pago. Debe estar basada en un
programa de dirección por objetivos y es fundamental su correcta comunicación.
3.      Reparto de beneficios corporativos y retribuciones en especie; Este tipo se ha visto muy afectada por el R.D Ley 16/2013 en materia
retributiva  dado que se ha incluido dentro de la base de cotización  a la Seguridad Social la mayoría de los conceptos de retribución en especie, suponiendo un coste adicional para la empresa, dejando de ser por tanto tan atractiva.
4.   Sistemas de retribución flexible; Permiten al empleado, decidir qué parte del salario quiere cobrar en dinero y qué parte en productos o servicios.
Este tipo de retribución puede tener ventajas para las empresas y el trabajador, pero es fundamental que ambos conozcan el tratamiento fiscal de los productos que se incluyen. Dentro de estos planes es habitual incluir la formación del trabajador.


En todos  los diferentes tipos de retribución referenciados sería interesante incluir cuestiones de carácter no económico, que se podría denominar como  salario emocional, que buscan satisfacer las necesidades personales y familiares del trabajador, mejorando la calidad de vida del mismo y fomentando la conciliación laboral y familiar.
Estamos preparando en diferentes partes de España desayunos empresariales para explicar la retribución flexible, si está interesado puede enviar un correo a Retribución Flexible 

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*